3 tipos de fraude electrónico y cómo combatirlos en tu eCommerce

Posted by Juan Felipe Guerrero C. on 03-ago-2018 8:01:00

fraude-electronico

Con métodos físicos más robustos pensados en la seguridad de las transacciones en línea y con las compañías de tarjetas débito y de crédito poniendo de su parte, ¿por qué el fraude en línea aumentó? Un estudio de Javelin Strategy & Research, realizado en Estados Unidos, informó que los fraudes por robo de tarjetas de crédito o piratería informática dejaron 16 mil millones de dólares en 2016 en pérdidas. En 2015, la cifra fue de 15 mil millones.

Pero el fraude digital no solo afecta a Estados Unidos. En México, un informe de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) estableció que que de las dos millones 179 mil reclamaciones registradas hacia la banca comercial en los primeros tres meses del año, el 78% (un millón 699 mil 815), fue por un posible fraude. Además, también afirman que subieron en un 13% los reclamos a bancos por presunto fraude.

La lucha contra el fraude electrónico pareciera una dinámica circular, como el juego del gato y el ratón: los chips de seguridad en las tarjetas dificultaron a los delincuentes para que pudieran usar las tarjetas robadas en tiendas físicas, entonces el hampa migró a Internet, donde los chips no tienen ningún efecto.

Como comercios, la primera medida en contra de esta práctica es conocer los tres tipos principales de fraude con tarjetas de crédito, pero además saber qué pueden hacer para esquivar o evitar los golpes de los vándalos.

1. Devolución de pago

Este fraude ocurre cuando el dueño de la tarjeta falsamente alega que se realizaron compras que nunca autorizó. Sí, esta situación puede ocurrirle a cualquiera y no hay mala intención de por medio, pero también se ha vuelto un método utilizado por ladrones para tomar ventaja. Este tipo de transacciones por lo general son de artículos menores, nunca son grandes compras ni ostentosas, puesto que sería más fácil detectar que es un fraude. Este fraude puede evitarse con softwares que reconocen a infractores reincidentes y marca las solicitudes sospechosas. Sin embargo, la mejor medida siempre será conocer a tus clientes lo mejor que puedas, con eso podrás monitorear sus hábitos y así detectar patrones salidos de lo normal.

2. Posesión falsa

De muchas formas un ladrón puede hacerse con los datos de tus tarjetas de crédito. En esta modalidad de fraude el objetivo es suplantarte, tomar posesión como si fueras tú para hacerse cargo de la cuenta ante las entidades bancarias. Pueden, con los datos necesarios como tu nombre, número de tarjeta y dirección de residencia, llamar al banco y cambiar tu información de cliente. ¿Cómo combatir este tipo de fraude? Igual que en el anterior: conociendo a tus clientes y sus hábitos de compra.

3. Fraude directo

Los delincuentes minan las redes sociales de personas para descubrir sus direcciones y claves de correo electrónico. Luego, por medio de bots, generan rápidamente contraseñas hasta que encuentren una que funcione. Por lo general, y es un craso y tradicional error del usuario de Internet, muchas personas usan un mismo email y password para todas sus cuentas, por lo que el eventual robo estará servido en bandeja y será solo cuestión de tiempo. Para ayudar a que los casos de fraude de esta naturaleza disminuyan, los eCommerce podrían implementar mayores medidas de seguridad en sus comercios electrónicos, como un login obligatorio, un captcha, confirmaciones por email, un SMS informando alguna actividad sensible o mecanismos de encriptación robustos.

Con más de un millón de transacciones en eCommerce reportadas como posible fraude por la Condusef (más del 80% del total reportadas), es trascendental que los comercios electrónicos conozcan de la A a la Z a sus clientes, sus hábitos de compra y consumo, pero que también empiecen a validar las políticas de seguridad de sus sitios. “Una forma interesante de ver el incremento en el fraude en comercio electrónico es verlo como el resultado de la constante disputa entre la usabilidad y la seguridad”, dice Juan Fernando Vélez, Country Manager de BlackSip en México. “Muchas plataformas pecan en el intento de hacer sus mecanismos de pago online lo más sencillos posibles para el usuario, sacrificando elementos de seguridad clave para impedir el fraude electrónico”.

Si quieres saber más sobre cómo evitar el fraude electrónico, eCommerce y temas afines, no dudes en consultar nuestra biblioteca virtual o nuestro blog.

Topics: fraude, fraude electrónico

    ¡Suscríbete a nuestro newsletter!